Entre lágrimas, Castiglione recordó que a las Panteras las alimentaron con «pan con queso» en un GrandPrix previo a su primer olímpico

La ex-armadora y parte del primer plantel argentino femenino de vóley en Juegos Olímpicos, realizó declaraciones sobre difíciles situaciones durante su paso por la selección, previo a la histórica clasificación.

Si bien la selección argentina femenina consiguió el primer pase olímpico en enero del 2016, la ex-armadora de las Panteras Yael Castiglione (34) recordó entre lágrimas algunas circunstancias que atravesó el plantel del que era una de las grandes referentes todo a cargo de la Federación del Vóleibol Argentino (FeVA). Hizo hincapié en un torneo internacional realizado en junio del 2016 en Tucumán, a pocas semanas de jugar en la primera experiencia olímpica para el país.

En diálogo con prensa del colectivo ‘Doble Cambio’, Castiglione contó: «Habíamos clasificado a los Juegos a través de un esfuerzo enorme que habíamos hecho todas. Antes del Grand Prix ya las cosas empezaron mal. Armaron un amistoso con Bulgaria en Olavarría, un viaje de ida y vuelta después de entrenar como locas en el CeNARD. Llegamos detonadas a Buenos Aires para tomarnos un avión a Mendoza, de Mendoza un micro para Tucumán y que sea todo un desastre«, sostuvo.

Y siguió: «Yo venía de infiltrarme las dos rodillas por cuarta vez. Llegamos a Tucumán para disputar un Grand Prix. Entrenábamos en un piso entre baldosas, con 5 grados de temperatura, todo sucio. Nos daban pan con  queso. Perdón para la gente que no tiene de comer, pero estoy hablando de un deporte profesional. Realmente las condiciones fueron pésimas. El técnico (Guillermo Orduna) me preguntó qué dolía y le respondí que me ‘dolía el alma de ver la poca importancia que nos daban, lo poco que nos devolvían después de ver el sacrificio que hacíamos‘. Fue de las peores experiencias que pasé en la Selección», exclamó.

Además, Yael -entrevistada por su hermana Carla (jugadora de Gimnasia y con paso en selección)- reflexionó sobre la falta de apoyo a nivel dirigencial: «Me ha tocado trabajar por mi cuenta para buscar sponsors antes de un Preolímpico para que nos ayuden. El jugador puede hacer mucho, insistir, pero es muy difícil si no hay un apoyo dirigencial atrás».

Castiglione también hizo hincapié en el desequilibrio con la rama masculina: «Lo primero que habría que sacar del vóley es la prioridad al masculino, tiene que ser igualitario en todo: agua, ropa, staff, médicos, horarios de cancha. Hay que sacar las preferencias y que sea igualitario».

Doble Cambio es el colectivo de un grupo de ex y actuales jugadoras, entrenadoras, dirigentas, comunicadoras y personas afines con la iniciativa de la igualdad de derechos entre hombres y mujeres en el vóley argentino. Y sobre ello, también opinó una de las jugadoras que marcó historia en el vóley nacional y mucho apego en la afición.

«La creación del movimiento me parece una idea maravillosa. Estoy súper a favor de esto. Hoy voy a estar apoyando desde otro lugar, pero sin dudas, hace uno años atrás, estaría en el lugar de ustedes», cerró la armadora.

Fuente: Prensa Doble Cambio.
Sergio Pomares

Acerca de Sergio Pomares

🗣️ Periodista Deportivo UNLP (UNLP 2014). 🎤 Locutor nacional M13641 (ISER 2018). 🎓 Licenciado en Comunicación Social (UNLP 2019) ------------------- 🟡 VÓLEY 631 🟡 --------------------- Editor, redactor y community mánager de Vóley 631 (desde 2013). Productor y conductor de 631 TV. Productor, co-conductor y columnista de 631 Radio (FM 94.1 La Plata)

Ver todas las entradas de Sergio Pomares →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.